Fajitas de Pollo

Fajitas de pollo... deliciosas!!
Cómo huele... ñam!!

México lindo y queriiiiiiiido... Menos mal que esto es por escrito y no me habéis escuchado el "gallo", o por decirlo de forma más fina, el "quiebro de voz" o "voice crack". Y es que lo de los "gallos" pasa hasta en las mejores familias. Hace tiempo me enviaron un vídeo donde se escucha a todo un tenor interpretando (no se sabe quién es, mejor no dar nombres) y en pleno momento cumbre... un voice crack de campeonato! (Si os ha despertado la curiosidad, os dejo aquí el link). Y seguro que también recordáis los "gallos" e incluso "pavos" que le grabaron a Enrique Iglesias mientras hacía un playback... (Os dejo también el vídeo, lo estáis deseando).

En fin, dejemos al gallo, que hoy el tema va de pollos. Hoy queremos compartir nuestra versión de las fajitas de pollo, uno de los platos más conocidos de la comida mexicana. Hace ya bastante tiempo que encontré esta receta en el blog de JaviRecetas, y desde entonces forma parte de mi recetario habitual, tanto para el día a día, como para alguna otra ocasión informal entre amigos. Ahora, como tengo una pequeñaja, he tenido que cambiar un poquito la versión, sin picantes ni sazonadores preparados, ya que son sabores un poco fuertes para la peque, pero quedan deliciosas igualmente! Así que hoy concedemos la insignia Guta Mamá a esta receta de JaviRecetas, y aprovechamos para felicitarte por tu trabajo y tu buen hacer. Esta no será la única vez, porque cuento con muchas otras recetas tuyas en mi cocina diaria, así que pronto seguro que vuelves a tener noticias nuestras!!

A ver cómo cierro yo esta fajita... buff!!

FAJITAS DE POLLO



Ingredientes para 3-4 personas:
  • 1 pechuga de pollo (ver "A tener en cuenta")
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla pequeña
  • 1 paquete de tortitas de trigo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal y pimienta
  • 1 Tomate
  • Queso rallado
  • Opcional: sazonador para fajitas, o mezcla de especias Barbacoa Mix, cayena
  • Salsas para acompañar al gusto: guacamole, salsa de tomate picante, salsa de yogur, etc. 
Elaboración:
  1. Lavar y cortar los pimientos en tiras largas (aprox. de 1/2 cm. de ancho)
  2. Pelar y cortar la cebolla en tiras de tamaño similar a los pimientos
  3. Añadir dos cucharadas de aceite en una sartén grande y poner a fuego medio/alto la cebolla y los pimientos con una pizca de sal, para que se vayan cocinando, y mientras tanto, cortar las pechugas en tiras y añadirles sal y pimienta.
  4. Una vez las verduras estén doraditas, aproximadamente 15-20 minutos, retirarlas del fuego y reservarlas en un recipiente aparte. 
  5. En la misma sartén, con el juguillo de las verduras (se puede añadir un poquito más de aceite si es necesario), salteamos el pollo (si deseamos un toque picante, podemos añadir una guindilla cayena mientras se cocina, teniendo la precaución de retirarla después)
  6. Cuando el pollo esté dorado, añadir a la misma sartén las verduras y si lo deseamos, es el momento de agregar el sazonador para fajitas, o las especias al gusto.
  7. Dejamos rehogar unos minutos a fuego suave para que se mezclen los sabores.
  8. Picamos el tomate en trocitos pequeños y reservamos.
  9. Calentamos las tortitas en el microondas (ver las instrucciones del fabricante) y reservamos.
A la mesa:
  • A la hora de servir este plato, en casa nos gusta aquello de "Sírvase usted mismo" así que disponemos en la mesa la fuente con el pollo y verduras, las tortitas, el tomate picado, el queso rallado y las distintas salsas, así cada uno añade lo que le apetece sobre la tortita, la enrolla (como puede) y se la zampa!
  • Si prefieres servir las fajitas ya montadas, la mejor forma es prepararlas y calentarlas en el horno unos minutos todas a la vez, así las servirás en la mesa recién sacadas del horno.
A tener en cuenta:
  • Una pechuga de pollo se compone de 2 medias pechugas, es decir, la pechuga completa del pollo, con su lado derecho y su lado izquierdo ... Lo aclaro porque muchas veces vemos las bandejas ya preparadas en el súper, donde vienen las pechugas despiezadas, y al decir 1 pechuga podemos pensar que nos estamos refiriendo a uno de esos trozos, pero en realidad, son dos! En la pollería, cuando pides una pechuga, te ponen los dos trozos.
  • Aunque a nosotros las que más nos gustan son las de pollo, también se pueden hacer de ternera, o mixtas mezclando las dos carnes. La elaboración es la misma, simplemente se sustituye el pollo por carne de ternera. 

Mi socia comprobando que todo estaba listo (y rico) para las fotos

Más fácil, sana y rica no puede ser! Y lo bien que te lo pasas intentando cerrar la fajita, no tiene precio. Siempre, siempre, te pones más cantidad de la que debes y luego toca pringarse un poquito porque no hay manera de cerrarlas!! Ya veréis, ya...

Esperamos vuestros comentarios, y si tenéis cualquier consulta o queréis enviarnos vuestra propia versión de estas fajitas, fotografías o mejoras, podéis hacerlo aquí, nos encantará recibirlas y publicarlas!

Gracias por vuestro tiempo y hasta pronto!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No te vayas sin decirnos algo... Nos encanta leer vuestros comentarios! Gracias!